Relacionado: consejos, deporte, forma física, acondicionamiento; hábitos; naturaleza

Después de casi dos años en casa por la pandemia muchos de nosotros hemos adquirido malos hábitos y sedentarismo. Además que el teletrabajo no ayuda a mantenernos activos. En este artículo te hemos recopilado consejos para recuperar la forma física.

Manejar el estrés

El ajetreo rutinario puede elevar nuestro nivel de estrés al máximo provocando una serie de complicaciones en nuestro organismo como aumento de la presión arterial y frecuencia cardiaca. La manera más orgánica de manejar el estrés es con técnicas de relajación, tomarse tiempo para uno mismo pero al mismo tiempo mantener el equilibrio social compartiendo tiempo con familia y amigos. 

Muévete un poco

Si tienes teletrabajo o un trabajo que requiere de actividades con poca movilidad, te recomendamos que entre periodos de tiempo camines un poco, da la vuelta a la manzana o sube y baja gradas. Con el objetivo de despejar la mente, aumentar la productividad y mejorar la circulación sanguínea.  

Conéctate con la naturaleza

Salir de la rutina y explorar la naturaleza tiene varios beneficios como: reforzar el sistema inmunológico, aumenta el autoestima y autocontrol, además de que estimula la creatividad. Salir un fin de semana o un día festivo es la mejor oportunidad para conectarte con la naturaleza.

Duerme bien

Un adulto debe tener como mínimo 7 horas de sueño de calidad, ¿A qué nos referimos con sueño de calidad? Significa que cuando te despiertes, te sientas totalmente descansado. Esto te brindará vitalidad y energía durante todo el día, además de que puede ayudarte a mantener un peso saludable, disminuir la aparición de enfermedades y tomar mejores decisiones durante el día.

Acondiciona tu cuerpo

No es posible empezar a realizar ejercicio de forma intensiva, se requiere realizarlo de manera paulatina de manera que tus músculos se vayan adaptando a tu nueva rutina. El acondicionamiento físico supone la realización de ejercicios sencillos como sentadillas, abdominales o flexiones y no es necesario salir de casa para hacerlo.

Pausas activas

Las pausas activas son momentos que te tomas en tu jornada laboral para hacer ciertos ejercicios como estiramientos o juegos dinámicos con otros compañeros para mejorar tu productividad, inspirar la creatividad y mejorar las relaciones interpersonales. Es un descanso para tu mente.

Crea hábitos

La creación de hábitos permite alcanzar más rápido aquellos objetivos que tienes pensado. Si quieres recuperar tu forma física en definitiva tienes que crear una serie de objetivos y plantear los hábitos que te ayudarán a cumplirlos.

Escucha a tu cuerpo

Cuando estés realizando ejercicio ve a tu paso, no te excedas. Tu cuerpo te avisará cúal es el límite y tendrás que hacerle caso para evitar fracturas o lesiones. Al fin y al cabo, para estar en forma no se necesita hacer ejercicios que exijan demasiado.

Buena alimentación

Una alimentación equilibrada consiste en crear una dieta que contenga una variedad de alimentos que brinden los nutrientes necesarios. Entre los que se encuentran las proteínas, carbohidratos, vitaminas, minerales y grasas. Además de considerar una hidratación adecuada. 

No te restrinjas de todo

Darse un gustito de vez en cuando no está mal. Comer chocolate por ejemplo, mejora el estado de ánimo, alivia el estrés y beneficia a la piel, eso si asegurate que sea chocolate amargo o semiamargo.

El ejercicio no es el primer paso para recuperar tu forma física, para lograr ello necesitas mejorar tu bienestar mental y emocional. De esa forma podrás cumplir tus metas y también puedes motivar a tu familia que te acompañen en el proceso.

Si deseas conocer más de nuestras salidas escríbenos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *